domingo, 29 de noviembre de 2015

Cómo y por qué educar + bonito.




¿Porque  algunas veces perdemos la paciencia cuando educamos a nuestros hijos?
Criar y educar es sin lugar a duda lo más intenso, todo esto, conlleva una carga emocional inmensa, y un desgaste físico importante, que es facilmente desbordada ante cualquier momento de estrés.
El problema es la sensación de culpabiliad con ellos.

¿Como podemos conseguir no perder la paciencia?
Para llegar al autocontrol es la aceptación y el conocimiento de nosotros mismos.
Llegar fácilmente al limite con la vida que llevamos es lógico y casi necesario.
Tenemos que entender el comportamiento de nuestros hijos,saber leer las conductas inadecuadas como malas decisiones.
Si buscamos más allá,los malos comportamientos se convierten en retos que solucionar.
Nuestros hijos no necesitan que les enseñemos a obedecer,necesitan sentir que se les tiene en cuenta para contribuir a la familia,enseñarles a colaborar para crecer juntos.
Confianza + Respeto= Buenas decisiones.

¡Manos a la obra!