jueves, 26 de noviembre de 2015

VACUNACIÓN: MENINGITIS B -sí/no-



Hoy hablaré de la vacunación de nuestros hijos.
Desde que nacen, nos indican los pediatras la importancia de tener las vacunas de nuestros hijos al día para prevenir enfermedades en la infancia  y en la adolescencia.
Existen dos medidas en la salud pública que han tenido un extraordinario impacto en la salud de los ciudadanos de todo el mundo a lo largo de los años: La calidad del agua que ingerimos, y la vacunación.
Edwuard Jenner en 1769 fue el que utilizó la primera vacuna frente a la viruela, pero el padre de la vacunología es Pasteur quien descubrió la vacuna de la rabia.
Las reacciones más frecuentes ante una vacuna son:
  • Pérdida de apetito
  • Enrojecimiento e hinchazón en el punto donde se inyectó
  • Fiebre liger
 Tienen que pasar dos o tres días para que los efectos desaparezcan.

 Tras contaros toda esta información, empezare a hablar de la vacuna Meningitis B:
Según fuentes actuales y fiables, "Existen interrogantes no bien conocidos" sobre su efectividad o su protección.
El Dpto. Vasco de Salud, indicó ayer que la vacuna no está recomendada para la vacunación individual de toda la población infantil y de ahí que no esté incluida en ningún calendario vacunal de ninguna Comunidad Autonoma ni en ningún País Europeo.
El dilema de muchos padres, como en mi caso, es si la ponemos o no a nustros hijos.....
Por mis averiguaciones, la dosis está llegando a cuenta gotas a las farmacias, que ya están teniendo dificultades para atender toda la demanada <el laboratorio Novartis no da abasto>.
(Se puede comprar con receta en las farmacias desde hace un mes. Protege "aunque su cobertura no es del 100%. El importe de la Vacuna Bexsero, es de 106,15€ cada dosis, cuatro dosis en bebes hasta 6 meses, tres dosis entre 6 y 23 meses, y dos a partir de los dos años).
A. Pedro Gorrotxategi, Presidente de la Asociación Vasca de Pediatría, nos indica, que su labor solo es meramente informativa y que nosotros como padres, tomaremos la última decisión para ponersela a nuestros hijos, otra cosa sería si aumentara la incidencia y entrara en el calendario vacunal.
La gravedad de la enfermedad puede ser, sin duda, un argumento a favor de la vacunación, pero aún estando vacunado existe algún riesgo de contraer la enfermedad "cubre solo el 70% de las cepas del germen, no el 100%", no estamos en ninguna situación de riesgo ni de brote actualmente.
El Sr. Gorrotxategi, nos aconseja que valoremos la decisión con nuestros pediatras y que mantengamos la calma ya que el riego es muy pequeño.

..............que decisión tomamos?